5 de enero de 2015

Zubizarreando

0 comentarios
 
Concluida la etapa de Zubizarreta al frente de la dirección deportiva del Barça, solo nos queda hacer un pequeño resumen de su, gloriosa (Muchos títulos estos años) y a la vez penosa, etapa en el conjunto blaugrana.



A los casos estrepitosos de Douglas o Vermaelen hay que recordar algunos movimientos que se han realizado en temporadas pasadas y que fueron discutidas.
Empezamos por el verano del 2010. Vende a Ibrahimovic al Milán por 24 millones de euros después de haberle comprado (él no estaba todavía) la temporada anterior por 36 M + Eto'o al Inter de Milán (traspaso cifrado en 70 Millones). 
Es verdad que Guardiola dio la orden de venderle y que la ficha era muy alta, pero dada la categoría del jugador, la operación se puede catalogar como de enorme fracaso
Ese mismo verano llega David Villa por 40 millones. Teniendo en cuenta el nivel que dio en las temporadas que estuvo en el club, y los 5 millones que el Atlético de Madrid pago por sus derechos en el verano de 2013, se puede tildar el trato como otro fracaso.
Otros temas mal llevados como la renovación de Victor Valdes o la venta de Thiago Alcantara a un equipo rival de champions, como es el Bayern, lastran aún más su paso.
La traca final llega en el verano del 2014 cuando se le exige renovar el equipo y ficha a Vermaelen (15 M y lesionado), Douglas (misteriosos 5 M), Mathieu (20 M con 31 años) para reforzar la linea defensiva. Os pongo el caso de Fazio, por dar un ejemplo de la nefasta actuación de Zubi. El Tottenham pagó solo 10 millones por él tras completar buenas temporadas en el Sevilla.
Es verdad que siempre le he tenido una tirria especial (y más como portero), pero es casi imposible defender su paso por el Barça.