28 de abril de 2016

A la Euro con... Italia

0 comentarios
 
Aunque no esté pasando por su mejor etapa y se encuentre en plena época de renovación, Italia es una de esas selecciones que siempre se le respeta por su identidad y carácter ganador. Un hueso duro que toda selección intenta evitar sobre todo en las rondas finales. 



El combinado dirigido por Conte, que dejará el cargo tras la Eurocopa para entrenar al Chelsea, ha dejado claro que quieren ganar un torneo que solo han logrado en 1968. En esta competición no le suele acompañar la suerte, cayendo en finales por gol de oro (Trezeguet en el 2000) o teniendo múltiples bajas que lastraron su rendimiento (goleada de España en 2012). 

Los fijos de Conte

.Porteros
Buffon (Juventus)
Sirigu (PSG)
Marchetti (Lazio)

.Defensas
Chiellini (Juventus)
Bonucci (Juventus)
Barzagli (Juventus)
Darmian (United)
Ogbonna (West Ham)
De Sciglio (Milán)

.Centrocampistas
Motta (PSG)
Florenzi (Roma)
De Rossi (Roma)
Parolo (Lazio)
Giaccherini (Bologna)
Candreva (Lazio)
Bernardeschi (Fiorentina)
Sturaro (Juventus)

.Delanteros
Pellé (Southampton)
Insigne (Napoli)
El Sharaawy (Roma)
Inmobile (Torino)
Eder (Inter)
Zaza (Juventus)

Bajas importantes

Marchisio (Juventus)
Verratti (PSG)

Once y estilo de juego






Conte viene utilizando en los últimos partidos la formación táctica que le dio tanto éxito en la Juve. Utilizará, si las lesiones se lo permiten, el bloque defensivo de la Juventus. La baja ya confirmada de Marchisio (rotura de ligamentos) confirma a Motta como el pivote del equipo (puesto que Pirlo, si acude a la cita, pasará a un segundo plano). La dupla atacante utilizada era Eder-Pellé, pero Eder no está disfrutando de minutos en el Inter por lo que lo más normal es que Insigne sea el jugador que conecte con el centro del campo y Pellé. En cuanto a los carrileros, Florenzi ha jugado gran parte de la temporada en el lateral diestro a buen nivel y Giaccherini es una de las predilecciones del técnico italiano. 

Fútbol control

Cuando en 2008 asumió el cargo Prandelli, la manera de jugar de los azzurri ha sufrido una transformación en la que poco a poco se ha asumido más protagonismo en cuanto a la posesión se refiere, hasta llegar a la selección de Conte que intenta llegar a la portería con el balón jugado. Eso sí, las esencia de sus contras peligrosas no se han perdido a lo largo de estos años. 

Están en un grupo complicado con Bélgica, Suecia e Irlanda, pero ojo si llegan a las rondas finales. Van agazapados y tienen mucho orgullo. No les descartes, son capaz de lo mejor y de lo peor.